Presentado el resultado del estudio de viabilidad que recoge los hitos para alcanzar el objetivo.

La ciudad de Cádiz ya cuenta con el estudio que recoge varios hitos para aprovechar la oportunidad de convertirse en puerto base de cruceros atendiendo a una serie de iniciativas en las que deben participar todas las instituciones y agentes públicos y privados con competencias en la materia.

El estudio ‘Análisis y viabilidad de Cádiz como puerto base de buques de cruceros’ ha sido presentado por el director de consultoría de negocio de la empresa Pricewaterhouse Coopers (PwC), Francisco Juan Sanchís Illueca, por encargo de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz (APBC), el Ayuntamiento de Cádiz y la Diputación Provincial de Cádiz.

Los máximos representantes de estas tres instituciones han coincidido en la importancia de asumir el reto de forma conjunta y coordinada. En este sentido, el presidente de la APBC, José Luis Blanco, ha destacado que más allá del resultado del estudio y de las consecuencias que su puesta en marcha vaya a tener “es importante felicitarnos por estar hoy aquí todos sumando esfuerzos para conseguir un objetivo común: convertir Cádiz en puerto base de cruceros”.

Algo que, según el alcalde de la ciudad, José María González Santos, “ya sabíamos que era posible, pero a partir de hoy conocemos también el camino para conseguirlo”.

En el documento presentado por Sanchís se establece la creación, de forma inmediata, de diferentes grupos de trabajo para el desarrollo de la oferta turística de cruceros en Cádiz, con la creación de la marca ‘Cruceros Cádiz’ como referencia para el posicionamiento internacional del destino.

Estos grupos de trabajo deberán coordinarse para corregir las debilidades y afrontar las amenazas señaladas desde una triple perspectiva: el puerto, el destino y la demanda.

En este sentido, el presidente del puerto ha avanzado que la institución que representa asume las áreas de mejora que presenta el estudio para convertirse en puerto base, como la ampliación de las infraestructuras que dan servicio al pasaje y equipajes, al mismo tiempo que recuerda que, como recoge el estudio, la elección como puerto base no depende únicamente del puerto, sino también del atractivo turístico del destino.

También desde la perspectiva portuaria, el presidente Blanco ha anunciado la adhesión a CLIA (Cruise Lines International Association) y la continuación del trabajo institucional con Ayuntamiento de Cádiz, diputación y junta para alinear nuestras estrategias.

Cabe destacar, por otro lado, la recomendación del estudio de apostar por los cruceros Premium como forma de maximizar el valor generado por el crucerista. La denominada clase Premium engloba a barcos que tienen entre 180 y 210 metros de eslora, capacidad para aproximadamente para 1.842 pasajeros, con poder adquisitivo y cultural medio alto.

Tanto por el tipo de barco como por el perfil del pasajero, el Puerto de Cádiz sería atractivo para esta clase, además de que el aeropuerto de Jerez y la capacidad hotelera podrían acoger a este barco de características medias.

El escenario ideal planteado por PwC a medio plazo establece que para un número anual de 300 escalas, siendo 70 de ellas base en Cádiz, el impacto económico que generaría en el entorno alcanzaría los 99 millones de euros y generaría 2.000 puestos de trabajo entre empleos directos, indirectos e inducidos.

El objetivo es, por tanto, incrementar la riqueza generada por el Puerto de la Bahía de Cádiz para su área de influencia combinando su posición de puerto de escala con la de base de cruceros, bajo criterios de máxima eficiencia y excelencia en el servicio de cruceros Premium.

La empresa realiza una serie de recomendaciones, como ampliar la terminal de cruceros y mejorar los servicios dotándola de más mostradores y arcos de seguridad; el desarrollo de servicios e infraestructuras para la operación de embarque y desembarque de pasajeros y equipajes, como pasarelas, arcos, explanadas para aprovisionamiento…); el desarrollo de accesos al puerto, tanto a través de la ciudad como al recinto portuario desde las proximidades al mismo; y la coordinación con otros puertos andaluces para la promoción conjunta.

Además, aboga por adherirse a asociaciones del sector de cruceros; el desarrollo de nuevas rutas internacionales en el aeropuerto de Jerez; promover servicios de lanzaderas desde aeropuerto de Jerez y de Sevilla y la estación de AVE; el desarrollo de la oferta hotelera en la ciudad de Cádiz; y adaptar la oferta comercial y de hostelería a las necesidades del crucerista….

 

Leer la noticia completa

Fuente: cadenaser.com


Únete a mis grupos de Facebook

 


Análisis y viabilidad de Cádiz como puerto base de buques de cruceros
Etiquetado en:            

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *